tel: (0598) 2600 1527
fax: (0598) 2600 2226
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

¿CUÁNTO DURA LA NIÑEZ?

 Comunicado de Dirección - 1er Año

 

Estimados Padres:

Sus hijos ya están en Primaria...

Se van adaptando al sector y nos estamos conociendo en un trabajo diario en el que las rutinas, las normas y el abrazo van  de la mano.

niñez1En este recorrido, también Uds como Familia van tomando mayor conocimiento de Primaria dando paso día a día a una mayor autonomía de sus hijos.

El mensaje positivo hacia los grupos y una visión a corto y mediano plazo nos hacen ver con optimismo el futuro escolar de esta generación.

La escuela es un espacio en el que el niño no sólo aprende contenidos curriculares, es el lugar de socialización por excelencia al que irá adaptándose con mayor o menor soltura.

La madurez social es un proceso individual y depende de múltiples factores: los mensajes correctivos desde las figuras de autoridad resultan en esta etapa fundamentales, el reconocimiento de sus padres y sus maestros como modelos constituyen el primer paso para construir, desde allí, estructuras sociales cada vez más complejas en las que valores como la tolerancia, el respeto  por el otro y el asumir las consecuencias de sus acciones serán básicas para el desarrollo de una vida socio afectiva saludable.

niñez2Qué hacen los maestros para ello? Trabajan los hábitos  todo el tiempo, invierten gran parte del día en el establecimiento de rutinas que integran las llamadas " conductas de aprendizaje" (escucha, espera de turnos, expresar ideas con claridad) para lograr el clima sereno y de empatía imprescindibles para aprender.

Qué pueden hacer los padres desde la casa? Reforzar el trabajo del docente diariamente con mensajes positivos del cuidado de los amigos en particular y de la vida escolar en general. Mantenerse cerca ante dudas o preocupaciones que puedan  surgir porque la  Familia y la Scuola somos  co-responsables de su formación como personas.

Más allá de las diferentes interpretaciones desde la psicología sobre el inicio y final de la infancia, cierto es que cada vez este período parece resultar más corto y menos definido . Cierto es también que los adultos manejamos de diferente manera este tiempo  en el entendido que cada  familia mantiene sus propios principios en el marco del derecho que les compete  como tal.

Algunos padres mantienen intactas las fábulas propias de la niñez todo el tiempo posible...otros, en cambio ven a sus hijos como adolescentes precoces cuando aún son niños.

Unos sufren viéndolos crecer..otros quieren que crezcan antes de tiempo...

Cuándo " se complican más  las cosas"? :  cuando comienzan Primaria. Allí algunas situaciones parecen volverse  difíciles de manejar para los padres.

Ver o no un programa televisivo, los juegos electrónicos, las redes sociales, la compra o no de celulares, cumpleaños los días de semana etc, etc.

niñez3Lejos parece quedar el tiempo donde el problema mayor era el aprendizaje de las "malas palabras" (las que, por cierto, todos aprendimos en la escuela). Si ése es su caso como padre: siéntase contento. La infancia es hoy un asunto bastante más complejo. Los niños acceden a toda la información de lo que sucede en el hogar: los problemas de pareja, económicos, miran los cada vez más sangrientos informativos y navegan por internet con un alto dominio del recurso llegando a dominarlo más que el adulto.

Todos los días debemos renovar el diálogo con ellos  para asegurarnos que nos cuentan lo que sienten. Si lo hacen desde pequeños, lo seguirán haciendo naturalmente al crecer. Si esto no sucede, será solamente en la escuela  el lugar donde el niño pondrá en juego sus sentimientos de alegría, enojo, tristeza o soledad trasladándolos a la manera de relacionarse socialmente.

Por eso resulta tan importante en esta etapa del niño dar consignas y explicaciones claras premiando los aciertos y enseñando que cada cosa que hacemos  (y las que debimos hacer y no hicimos) tiene sus consecuencias.

No son estas épocas fáciles para crecer de vuestros hijos.

Se habla tanto de los tiempos de crisis...

Crisis económica, crisis de valores...

Hoy, en este puente de comunicación que establecemos desde la Dirección a las Familias queremos  compartir la preocupación  sobre la crisis que existe en relación a la autoridad...

Hace varias décadas atrás, las dificultades de disciplina en las escuelas eran hablar sin respetar turnos, masticar chicle, no hacer la fila o ensuciar la clase.

Hoy los graves problemas entre los adolescentes son el abuso del alcohol, el consumo de drogas, el embarazo adolescente, el suicidio y la violación.

Podemos alguno de nosotros atrevernos asegurar que nunca, a ninguno de nuestros hijos lo rozará  al menos alguno de estos flagelos??

Deberemos entonces prepararlos para un mundo complejo donde deberán respetar para poder ser respetados , asumir sus propias responsabilidades y a decir "NO" cada vez que sea necesario.

El concepto de autoridad hoy resulta una cuestión discutible.

Yo " negocio" las cosas con mi hijo" (mamá de un alumno de 6 años)  o " yo le creo a mi hijo primero que a la madre y que a los maestros " ( padre de un alumno de 9 años)  son afirmaciones demasiado absolutas sobre todo cuando la garantía está "firmada" por una personita que cuenta con menos de 12 años!

"no quiere ir más a la psicomotricista porque dice que se aburre...le voy a preguntar si quiere volver..." también son afirmaciones escuchadas .

El niño comienza a asumir entonces decisiones sobre su propia educación que le competen a los adultos pero - como es un niño-  no posee luego la madurez para poder hacerse cargo de la consecuencia de sus actos.

Estamos equivocando la idea de libertad.

Contrariamente a lo que se cree, la ausencia de autoridad no le hace bien a los niños. En algún caso se puede pensar que cuando un niño contesta mal a sus padres ( y lo hemos visto) cuando discute a la par de él, " tiene personalidad".

Será tiempo entonces de reforzar el diálogo...entre los padres, con la escuela y sus maestros y con el resto de las familias con quienes compartirán parte de la crianza porque sus hijos (toda la generación, no una clase) egresarán de la Scuola mayores de edad en un "abrir y cerrar de ojos".

niñez4

La infancia queridos Padres, durará lo que queramos que dure: amando a los niños desde el lugar de los modelos que somos, enseñándoles TODOS LOS DÍAS si fuera necesario que no hay que reírse de un compañero por su color de piel, que no se habla en esta escuela de los autos o las empleadas que se tienen, que  no hay grupos humanos mejores que otros, que no se invitan a los cumpleaños a unos amigos y a otros no...

Que los valores " no se enseñan" como una asignatura y que los hijos y padres de la Scuola Italiana ( todas y cada una) están en esta Institución porque comparten un código  común  en el que prima la unión, el respeto y el amor por la Familia por encima de todo lo demás.

Mag. Ana María Méndez

Directora de Primaria.